Murió a causa de asfixia mecánica por estrangulamiento manual. Su ex pareja quedó detenido

Catamarca se vio movilizada por el femicidio de Georgina Avellaneda, de 35 años y madre de cinco chicos. La víctima fue ultimada a golpes y estrangulada en el patio de su casa, presuntamente por su ex pareja.

Según informaron fuentes policiales, el sábado por la mañana, el sobrino de la víctima se presentó en la Comisaría Departamental de Fray Mamerto Esquiú, lugar de donde era la víctima, manifestando que en el fondo de un domicilio ubicado en la Ruta Provincial Nº 41, a la altura de la localidad de La Tercena, habría encontrado a su tía aparentemente sin signos vitales.

El joven, de 20 años, contó que la víctima se había quedado sola el viernes por la noche y que cuando volvió uno de sus hijos al otro día se encontró con el cuerpo ensangrentado de su madre.

Rápidamente las sospechas llegaron a Diego Herrera, quien había tenido una relación complicada con Georgina, al punto que «vivía amenazándola y amenazando con suicidarse», según la familia.

Tras 36 horas de búsqueda, la policía logró capturar al prófugo minutos antes de la medianoche del domingo, según publicó el diario El Ancasti.

Sin saber que estaba rodeado, Herrera buscó refugio en una casa cercana al cementerio de La Tercena, donde más temprano habían sepultado a su exmujer, y quedó detenido.

De acuerdo a los datos preliminares de la autopsia, la mujer murió a causa de asfixia mecánica por estrangulamiento manual. La causa, por el contexto de violencia de género que sufría la víctima, será caratulada como femicidio.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.